Screen Shot 2018-03-05 at 3.19.45 PM.png

PRG

1 Crónicas 11:10-14

Muchos de nosotros estamos esperando que Dios se mueva cuando Dios quiere que nosotros demos el primer paso de fe. Toda acción en la tierra desata una reacción en el cielo y lo que hicieron estos hombres  descritos en 1 de Crónicas 11 lo llevaron de ser gente ordinaria a guerreros extraordinarios. Ellos hicieron mover el cielo a favor de sus victorias.

Un porcentaje de las victorias que tengamos en esta tierra tienen que ver con el favor de Dios, pero otras tendrán que ver con el arrojo, el denuedo, el coraje o la valentía de los guerreros. La gracia de Dios abre puertas  a nuestro favor ayudándonos a vencer adversidades, pero  llega un momento en que nuestro Padre celestial pone una demanda en nuestro corazón a fin de que demos batalla al enemigo para alcanzar lo que nos ha prometido, y cada guerrero que quiera alcanzar la victoria que Dios anhela darle debe poner atención a la actitud que tuvieron estos valientes hombres de David.

  1. Convicción. Estaban con David por una palabra de Jehová. Estaban ahi por Dios no por el general. David cometió errores, fue antipático, etc. A veces para ser aprobado por Dios debes ser rechazado por los hombres
  2. Sacrificio. Dispuesto a darlo todo cuando se le requiera
  3. Individualismo. Cuando todos corrieron ellos se quedaron firmes con David.
  4. Iniciativa. Aún si no se había una escritura específica tomaron acción para hacer lo que beneficie al reino. Ellos fueron y buscaron su agua. A veces tendrás que improvisar, pues religiosidad coarta la creatividad.
  5. Contentamiento.  Uno no fue contado entre los tres pero si estaba contento de servir a Dios en su lugar. No te compares.Se feliz sirviendo a lo máximo en tu lugar. No todos somos llamados a ser celebridades. Jesús tenía 12 seguidores y Hitler millones...Lucero perdió posición con Dios cuando quería ser como el que tenía más que él. El guerrero no se compara sino se enfoca en su misión. Vive en contentamiento por lo que Dios te dio. Cuidado con envidia. Siempre recuerda que hay alguien que no tiene lo que tienes.
  6. Oportunismo. Benaías mataba leones porque eran oportunista. Usó un báculo, palo o bastón para derrotar a gigante con lanza. Dinero y gente viene y van pero oportunidades nunca vuelven. Sin fe se pierden oportunidades de Dios. Prefiero fallar intentando algo que fallar al no hacer nada. Se abre oportunidad, corre y se acaba. Toma oportunidades que Dios presenta. A veces una oportunidad vale más que cualquier recurso. Aunque falles, tira otra vez porque eventualmente lo lograrás. Mejor hundirse en el agua intentando caminar que en el barco seco y seguro sin fe. Si el diablo te cerró la puerta en la cara, atrévete a tomar la siguiente puerta que se abra.
  7. Legitimidad. Los guerreros no buscan posición que no se ganen. En el reino de condena por victorias legítimas. No quiere empujar a nadie para ponerse el. Por integridad impecable y no por ser mejor en si fue puesto en guardia. Dios tiene suficiente para darle a todos. No hay necesidad de dañar a nadie para ganar. A Dios no hay quien lo engañe. No edificar en fundamento ajeno. Batalla será ganada y demostrará dignidad de bendición. El soldado acuartelado es diferente a aquel que está en batalla.

No seremos evaluados por forma en que vistamos hablemos, sino por las acciones que tomemos, al igual que estos valientes guerreros de David. El reino demanda guerreros que caminen en integridad, valentía y unidad  en contra del enemigo, y que tengan la autoridad de ponerlo donde debe estar y es debajo de los pies de la iglesia.

1 Comment